PHONES OF INTEREST

- City Hall: 96 581 03 74                                          - House of Culture: 657 912 408                                      - Youth Information Centre: 96 581 05 89
- Local Police:      96 581 13 60  (619 067 486)              - Municipal Ethnographic Museum: 96 581 20 29            - Castle of Biar: 657 912 407
- Tourist Office: 96 581 11 77                                 - Hospital: 965823730 - 965823732 - EMERGENCY (15:00 - 21:00) 965823735

FORGOT YOUR DETAILS?

Fiestas en honor a Sant Antoni Abat 2018

by / Martes, 16 enero 2018 / Published in Eventos, Fiestas, Patrimonio, Turismo
Imprimir

Se adjunta programación de la Festividad de Sant Antoni Abat, con la figura del Rei Pàixaro,que se llevará a cabo el fin de semana del 20 y 21 de enero.

Biar vuelve a la edad media cada inicio de año. La figura del Rei Pàixaro traslada la población de Biar a aquella época. Biar ha conseguido mantener esta festividad viva, que coincide con la de Sant Antoni Abat, patrón de los animales.

El Rei Pàixaro por su antigüedad y por su particular figura se ha configurado como una de las fiestas más antiguas de la Comunidad Valenciana. Nos encontraríamos ante un personaje espectacular, representado por un miembro de la comunidad, erigido como autoridad efímera. Una autoridad con varios elementos grotescos que posiblemente escarnecería la misma comunidad, que por estas mismas fechas tenían que pagar sus impuestos.

Cómo señala Biel Sansano profesor de la Universitat d’Alacant: seguramente amparados por este clima relajado de la autoridad o de ”nivelación social” el vecindario aprovechaba para transgredir la moral rigurosa y la orden social establecido, con los disturbios consiguientes, siguiendo la tradición de las libertades del mes de diciembre, de una larga antigüedad.

El Rey Pàixaro y sus danzantes mantienen vivos toda la simbología de la época en sus diferentes atributos. Nada queda al azar en esta celebración. El ritual para pintarse la cara, para vestirse, la casa de donde sale a caballo con destino en la plaza se repite año a año y se transfiere de padres a hijos. Cada uno de los momentos, aliñados con cohetes, fuego, dulzainas y tambores forman parte del encanto de esta particular representación.

Imprimir

Imprimir

TOP